ADQUIERE "EL MITO DE LA TRANSICIÓN DEMOCRÁTICA"

martes, 13 de noviembre de 2018

"La soledad del presidente" (Revista Proceso, 11 de noviembre, 2018)

John M. Ackerman

No sólo Andrés Manuel López Obrador, sino todos los presidentes de la República desde la promulgación de la actual Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos (CPEUM), el 5 de febrero de 1917, han gobernado “solos”. El artículo 80 del CPEUM señala que “se deposita el ejercicio del Supremo Poder Ejecutivo de la Unión en un solo individuo, que se denominará Presidente de los Estados Unidos Mexicanos". Asimismo, las amplias facultades otorgadas al presidente en el artículo 89 constitucional lo convierten simultáneamente en el Jefe del Estado Mexicano y le Jefe Suprema de las Fuerzas Armadas. 

Si bien el Poder Ejecutivo no es el único poder del Estado Mexicano, sí sobresale como un centro articulador de una enorme cantidad de facultades y poderes que solamente en algunos casos específicos debe compartir con otros poderes. Es cierto que la reforma política constitucional del 10 de febrero de 2014 le otorgó al presidente la facultad potestativa de “optar por un gobierno de coalición con uno o varios de los partidos políticos representados en el Congreso de la Unión”. Sin embargo, esta opción solamente tiene sentido en caso de que el partido político del presidente no cuente con una representación mayoritaria en las cámaras federales, una situación que no ocurre en el contexto actual. 

Así que estrictamente hablando la “soledad” del presidente que tomará posesión el próximo primero de diciembre no surge de una decisión personal o política, sino del diseño constitucional de nuestro régimen político. 

Ahora bien, los reclamos hacia López Obrador evidentemente van más allá del ámbito legal. Los críticos insisten que el Presidente Electo debe pasar de una lógica de la oposición social a una del poder gubernamental. En lugar de atrincherarse con sus fieles, López Obrador debe ser “responsable” y gobernar en unidad con y para todos y todas. De lo contrario, el presidente electo se quedaría “solo”, en conversación y diálogo únicamente con sus amigos y allegados más cercanos....

TEXTO COMPLETO DISPONIBLE AQUÍ

lunes, 12 de noviembre de 2018

"Entrevista con Juan Carlos Mondero sobre Morena, Podemos y las ideologías políticas" (Diálogos por la democracia, TV UNAM, 11 de noviembre, 2018)

"DIÁLOGOS POR LA DEMOCRACIA"
TODOS LOS DOMINGOS A LAS 19:00 HORAS EN TV UNAM
Invitado especial 11 de noviembre: Juan Carlos Monedero, profesor de la Universidad Complutense y fundador de PODEMOS

Video completo disponible en TV UNAM:

Youtube:

martes, 6 de noviembre de 2018

lunes, 5 de noviembre de 2018

"Autoritarismo jurídico" (La Jornada, 5 de noviembre, 2011)

John M. Ackerman

Las airadas protestas relativas a la supuesta "ilegalidad" de la consulta realizada por el equipo de transición del presidente electo sobre la ubicación del nuevo aeropuerto revelaron la predominancia de un enfoque profundamente reaccionario y conservador en relación con la naturaleza y la función del derecho. Tantas décadas de autoritarismo institucionalizado nos han acostumbrado a confundir la legalidad con la vida y el estado de derecho con la razón de Estado.

El constitucionalismo moderno y re­publicano logró la gran hazaña histórica de someter toda actuación estatal a las leyes. "Al margen de la ley, nada; por en­cima de la ley, nadie", afirmaba el gran jurista mexicano del siglo XIX José María Iglesias. Un estricto compromiso con el estado de derecho evita el abuso del poder tanto por los funcionarios públicos como por los llamados "poderes fácticos", que si bien no ocupan cargos gubernamentales también ejercen un fuerte poder económico, mediático o social.

Ahora bien, algunos quisieran extender esta lógica de estricta legalidad para incluir también a la ciudadanía. Desde este punto de vista, los ciudadanos de a pie constituimos una amenaza para la ins­titucionalidad democrática y debemos ser sujetos a los mismos controles que los funcionarios públicos y los grandes empresarios. Solamente deben ser permitidas las consultas populares que estén expresamente reguladas por la ley, por ejemplo.

Quienes enarbolan este enfoque per­vierten el "principio de legalidad" que dicen defender. El hecho de que la autoridad solamente pueda hacer lo que esté expresamente señalado en la ley, no implica que el ciudadano cuente con los mismos límites, sino todo lo contrario...

TEXTO COMPLETO DISPONIBLE EN LA JORNADA

martes, 30 de octubre de 2018

"Paco Ignacio Taibo II conversa con John Ackerman sobre libros, política y conciencia crítica" (Diálogos por la democracia, TV UNAM, 28 octubre, 2018)

"DIÁLOGOS POR LA DEMOCRACIA"
TODOS LOS DOMINGOS A LAS 19:00 EN TV UNAM

Invitado especial, 28 de octubre: Paco Ignacio Taibo II, escritor y futuro Director del Fondo de Cultura Económica

Entrevista completa disponible en 


lunes, 29 de octubre de 2018

"La legitimidad de la consulta" (Revista Proceso, 28 de octubre, 2018)

John M. Ackerman

Los burócratas electorales y ­los expertos en demoscopia se creen los únicos dueños de la opinión pública y no quieren permitir a nadie invadir su terreno. Desde su punto de vista cualquier esfuerzo de sondeo ciudadano que no los involucra debe ser descalificado de antemano como un ejercicio “ilegal” o “sesgado”.

Pero Andrés Manuel López Obrador insiste en romper esquemas y se niega a someterse a las viejas reglas del juego. Frente a quienes exigían una y otra vez que escogiera el camino de los movimientos sociales o de los partidos políticos, decidió formar un auténtico “partido movimiento”, el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), que luchara simultáneamente en las calles y en las urnas. 

De la misma manera, la consulta ­organizada por el equipo de transición del presidente electo sobre la ubicación del nuevo aeropuerto internacional es un ejercicio innovador que rompe esquemas al combinar estrategias utilizadas históricamente por la oposición política con el ejercicio del poder gubernamental. 

Desde hace varios lustros, grupos ciudadanos de diverso signo han recurrido al mecanismo de la consulta popular para empujar sus agendas. El Ejército Zapatista de Liberación Nacional, por ejemplo, realizó una serie de consultas importantes durante su momento de mayor auge, con el fin de convocar a la ciudadanía para pronunciarse a favor de los derechos de los pueblos indígenas. También hubo una consulta ciudadana muy significativa durante los noventa en favor de la reforma política del entonces Distrito Federal. En años más recientes se ha organizado una amplia diversidad de consultas a favor de diferentes causas ciudadanas...

SEGUIR LEYENDO EN REVISTA PROCESO

lunes, 22 de octubre de 2018

"Jorge Ramos y John Ackerman dialogan sobre Trump, AMLO y el futuro de América del Norte" (Diálogos por la democracia, TV UNAM, 21 octubre, 2018)

"DIÁLOGOS POR LA DEMOCRACIA"
TODOS LOS DOMINGOS A LAS 19:00 HORAS
EN TV UNAM
Invitado especial, 21 de octubre: Jorge Ramos, periodista

SITIO TV UNAM:
YOUTUBE:

"Bienvenida, hermana migrante" (La Jornada, 22 de octubre, 2018)

Policías mexicanos impiden el paso a migrantes de centroamérica (Fuente: La Jornada)
John M. Ackerman

Ningún ser humano es ilegal. El hecho de que una persona no cuente con documentos que acrediten su legal estancia en el país de ninguna manera anula sus derechos humanos. Los mexicanos indocumentados que contribuyen con el sudor de su frente a la economía de Estados Unidos no son criminales. Los centroamericanos que buscan refugio en México o quieran transitar en busca de oportunidades económicas al norte, no deben ser tratados como invasores o delincuentes, sino como hermanos y hermanas.

"Venimos en paz y en busca de trabajo", sostuvo Mario Orellana, de 28 años, de San Pedro Sula, Honduras, en entrevista con La Jornada. "El presidente Donald Trump no nos quiere, pero le aseguro que no somos delincuentes. Si escucha mi mensaje, le digo que la mayoría de los integrantes de la caravana de migrantes hondureños somos madres solteras y hombres trabajadores que queremos sacar adelante a nuestros hijos", comparte Isis Ramírez, quien viaja con sus tres hijas de 15, 12 y 10 años.

Dicho y hecho. No existe un solo reporte de la comisión de algún delito por los integrantes de la Caminata Migrante. Los centroamericanos no hacen otra cosa que ejercer su derecho humano al libre tránsito y su movilización responde a la necesidad humana de buscar mejores oportunidades y bienestar.

Pero muchos mexicanos prefieren seguir el lamentable ejemplo de Donald Trump. De la misma manera en que el presidente estadunidense señala a los mexicanos como "invasores" y "violadores", hay quienes asumen una postura abiertamente racista y clasista hacia los centroamericanos. Piden la militarización de la frontera con Guatemala, así como la deportación inmediata de quienes burlaron el control...

SEGUIR LEYENDO EN LA JORNADA